5 de diciembre de 2011

ESTRELLAS CERCANAS A NUESTRO SISTEMA SOLAR 2

Achernar.
Constelación: Eridanus.
Clasificación Estelar: Estrella brillante blanco-azulada de tipo espectral B3Ve.
Masa Solar: 6-8 veces la del Sol.
Radio: 10 veces el del Sol.
Temperatura Superficial: 14.510 K.
Distancia: 144 años luz.
Achernar forma un sistema binario y es la estrella más brillante de la constelación de Eridanus o Eridano y la octava más luminosa del cielo nocturno. Además tiene la característica de ser circumpolar por debajo de 33º S, por lo que nunca se oculta tras el horizonte, debido a su proximidad a uno de los polos celestes. Su nombre deriva del árable Al Ahir al Nahr y significa, “el fin del río”. Achernar tiene una muy rápida rotación por lo que su forma es considerablemente achatada, siendo la menos esférica de todas las estrellas estudiadas hasta la fecha en la Vía Láctea. Además posee una gran luminosidad, más de tres mil veces mayor que la del Sol.


Betelgeuse.
Constelación: Orión.
Clasficación Estelar: Supergigante roja de tipo espectral M2lab.
Masa Solar: 18-19 veces la del Sol.
Radio: 880-950 veces el del Sol.
Temperatura Superficial: 3.500 K.
Distancia: 640 años luz.
Betelgeuse es la segunda estrella más brillante de la constelación de Orión y la novena más luminosa del cielo nocturno, destacando por su característico brillo rojizo, el cual denota que ha traspasado su etapa de secuencia principal, habiendo aumentado enormemente de tamaño por haber consumido el hidrógeno de su núcleo. Este hecho, hace que Betelgeuse sea muy luminosa pero con una temperatura superficial mucho más baja que otras estrellas de menor tamaño, característica típica de toda supergigante roja y que dentro de varias decenas de miles de años, hará que Betelgeuse explote como supernova de tipo II. Esta estrella que tiene un forma ligeramente ovalada, está rodeada de una nebulosa formada por silicatos y polvo expulados por la propia Betelgeuse y que se extiende hasta una distancia de 400 Unidades Astronómicas.


Altair.
Constelación: Aquila.
Clasificación Estelar: Estrella de secuencia principal blanco-azulada y de tipo espectral A7V.
Masa Solar: 1,79 veces la del Sol.
Radio: 1,63-2,03 veces el del Sol.
Temperatura Superficial: Entre 6.900-8.500 K.
Distancia: 16,73 años luz.
Altair es la duodécima estrella más brillante del cielo nocturno, perteneciente a la constelación del Águila. Los árabes en la antigüedad veían en ese grupo de estrellas a una enorme águila volando (an-nasr aṭ-ṭā’ir). Es una estrella con una alta temperatura superficial en comparación con otros astros, además de destacar en ella su característico brillo blanco, igual que Sirio. La edad de Altair se calcula en 630 millones de años, siendo más joven qe nuestro Sol y forma junto con Deneb y Vega, uno de los vértices del denominado ”Triángulo de Verano” del Hemisferio Norte. Al igual que Achernar, Altair tiene una altísima velocidad de rotación lo que la hace ser algo achatada, haciendo que su diámetro ecuatorial sea un 20% mayor que el polar.


Aldebarán.
Constelación: Taurus.
Clasificación Estelar: Gigante naranja de tipo espectral K5III.
Masa Solar: 1,7 veces la del Sol.
Radio: 44,2 veces el del Sol.
Temperatura Superficial: 4010 K.
Distancia: 65,1 años luz.
Aldebarán es una estrella con una densidad media muy inferior a la del Sol a pesar de su enorme tamaño en comparación con este último. Al cotrario que otras supergigantes, Aldebarán aún no ha iniciado la fase de fusión de helio, estando en un proceso inicial de expansión y aumento de brillo hasta que en unos millones de años, comience finalmente la combustión de helio para transformarlo en carbono y oxígeno. Aldebarán que es la estrella más brillante dela constelación de Tauro, al igual que otras muchas estrellas, forma un sistema binario, la gigante naranja está acompañada de una enana roja relativamente lejana y denominada, Aldebarán B. Su nombre proviene del árabe (al-dabarān), cuyo significado es “la que sigue”, haciendo referencia a que la estrella sigue al cúmulo de las Pléyades en su trayecto nocturno a través del cielo. Su visibilidad en ocasiones es complicada debido a que es ocultada por la Luna, al ser una estrella muy cercan a la eclíptica.


Spica.
Constelación: Virgo.
Clasificación Estelar: Gigante o subgigante blanco-azulada de tipo espectral B1 III-IV.
Masa Solar: 11 veces la del Sol.
Radio: 7,4 veces el del Sol.
Temperatura Superficial: 22.400 K.
Distancia: Unos 260 años luz.
Espiga o Spica (Alfa Virginis) es la estrella principal, masiva y más luminosa de la constelación de Virgo y la decimoquinta más brillante del cielo nocturno. Foma un sistema binario estelar con Espiga B, ambas estrellas se encuentran muy cercanas entre sí, lo que complica la investigación y obtención de datos de esta última ya que mediante telescopio, no pueden observarse las dos juntas. Al estar separadas por muy poca distancia, tanto Espiga A como B están sujetas a enormes fuerzas de marea, unido esto a su alta velocidad de rotación, hace que tengan forma elipsoidal, perdiendo de esa manera el típico aspecto esférico de la mayoría de las estrellas. Su nombre proviene del latín (Spica Virginis), “la espiga de la virgen”, ya que para los romanos, esa estrella simbolizaba a Ceres, su diosa de la agricultura. Spica al estar cercana la eclíptica, es ocultada en ocasiones por la Luna y muy periódicamente por Venus.


Antares.
Constelación: Scorpius.
Clasificación Estelar: Supergigante roja de tipo espectral M1.5Iab.
Masa Solar: 15,5 veces la del Sol.
Radio: 700 veces el del Sol.
Temperatura Superficial: 3.600 K.
Distancia: 550 años luz.
Antares es la estrella más brillante de la constelación de Escorpio, con una luminosidad 10.000 veces mayor que la de nuestro Sol pero más fría en su temperatura en comparación con este. Antares es tan enorme que si se la colocase en el centro de nuestro Sistema Solar, se extendería su diámetro más allá de la órbita de Marte. Todas estas características, nos hacen pensar que el final de Antares está relativamente cercano (aproximadamente en un millón de años), en algún momento en ese plazo, esta supergigante roja estallará en una supernova, pudiendo dejar como remanente una estrella de neutrones o incluso un agujero negro. Antares, al igual que otras muchas estrellas, forma un sistema binario junto a Antares B, una estrella blanco azulada de la clase B2.5, separadas ambas por una distancia de unas 550 Unidades Astronómicas. A finales de Mayo, se puede observar desde la Tierra (dependiendo del lugar donde nos encontremos) a Antares, ya que en esa época se sitúa en el lado opuesto al Sol, apareciendo en el crepúsculo y ocultándose al alba, estando de esa manera visible durante toda la noche.


Deneb.
Constelación: Cygnus.
Clasificación Estelar: Supergigante blanca de clase espectral A2lae.
Masa Solar: 15-16 veces la del Sol.
Radio: 108-114 veces el del Sol.
Temperatura Superficial: 8525 K.
Distancia: Aproximadamente 1425 años luz.
Deneb es la estrella más brillante de la constelación del Cisne que forma junto a Vega y Altair el Triángulo de Verano del Hemisferio Norte. En este caso nos encontramos ante una enorme estrella, capaz de generar en un día la misma energía que el Sol en 140 años y si la colocásemos en el centro de nuestro Sistema Solar, se extendería hasta la mitad de la órbita terrestre. Al ser una estrella tan masiva, su vida es menor que la de otras de menor tamaño. Se piensa que se formó hace 10 millones de años y que ya ha finalizado su secuencia principal pero se desconoce si ya ha comenzado a expandirse como gigante roja o incluso a fusionar helio, aunque su final será como supernova dentro de algunos millones de años. Se conocen muchos datos de Deneb pero se desconocen aún más, debido a la enorme distancia estelar que nos separa de esta estrella. Su nombre hace referencia al árabe dhaneb (cola), en clara alusión a su posición en la constelación del Cisne.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...